Menú
×
Cadena 3

Mercado cambiario

El coronavirus es el mismo, la confianza no

En Brasil la economía cae menos y más gente invierte reales en la bolsa, donde hay cada vez más empresas. En Argentina caen hasta los bonos que no hay que pagar.

28/09/2020 | 14:20

El coronavirus afecta a todos los países, más allá de las estrategias que cada país tomó. Pero pocos están bajo el tremendo estrés de la Argentina. Basta mirar hacia Brasil. El país vecino pagó cara su decisión inicial de no ir a una cuarentena total. Hoy tiene 666 muertos por millón de habitantes. Pero Argentina ya está en 350. Ya no hay la brecha tan alta que había.

La ventaja para Brasil es que su economía está hoy mucho menos destrozada que la Argentina, aunque la deuda de Brasil y su desequilibrio fiscal también son preocupantes.

La economía se calcula que va a caer este año 5%, menos que la mitad de la Argentina. En Agosto la actividad económica fue la más alta desde 2013. Pero un aspecto clave es la confianza. 

Mientras en Argentina el gobierno les ruega a sus ciudadanos que confíe y que ahorre e invierta en pesos, en Brasil eso es un hecho. Hay confianza en la economía, en empresas que no son atacadas y que todos creen que van a crecer. Los brasileños que invierten sus reales en acciones son el doble de los del año pasado. Y las empresas salen a captar ese ahorro. Este año 17 nuevas empresas empezaron a cotizar en la bolsa. Hay otras 40 en la lista.

Mientras, en Argentina reina la incertidumbre, la desconfianza. El presidente Alberto Fernández ni siquiera logra verbalizar un plan. Ya no lo dicen los sectores económicos de adentro. Lo dicen en el mundo. Hoy The Financial Times publica una nota llamando la atención sobre los bonos argentinos. Dice que no hay antecedentes, al menos en los últimos 20 años, de un país que, a un mes de arreglar su deuda, enfrente una caída de 10 a 15% en el valor de sus nuevos bonos. Y menos cuando no tiene vencimientos importantes en los próximos tres años. 

¿Por qué caen entonces los bonos? Algunos de los expertos que citan dicen que nadie sabe qué va a pasar con la economía argentina, y que eso es un problema no con los inversores externos sino con la propia población argentina, que en estas condiciones no puede ponerse en marcha ni desplegar su energía. En definitiva, así nadie sale a pelearla.

El kirchnerismo fue experto en relatos. Eso es lo que necesitamos hoy de Alberto Fernández, que sea capaz de contarnos un plan, de desplegar una narrativa más o menos lógica dentro de la cual a todos nos suene razonable salir a invertir, a trabajar y a consumir, sin temer que nos vayan a robar o a confiscar. Necesitamos confianza para volver a poner en marcha la rueda. La pregunta es si el cuarto gobierno K está en condiciones de generarla.

Audios

El FMI y EEUU: de diablos a corderitos en un finde

Los inversores se hacen los osos

Los inversores se hacen los osos

Te puede Interesar

Audio

Un país de sindicalistas ricos y empresas quebradas

Audio

-Parrilli, te toca defender a Lázaro -Tranqui, yo me encargo

Audio

Detrás de las vacunas VIP, un par de buenos datos

Lo Último

Audio

Un país de sindicalistas ricos y empresas quebradas

Audio

Detrás de las vacunas VIP, un par de buenos datos

Audio

Tarjeta Alquilar: falta un subsidio para cambiarse el calzón